Pobrecito mi patrón

julio 10, 2011 § Deja un comentario



Fue asesinado ayer y ya la noticia del asesinato del poeta y cantautor Facundo Cabral se recoge en la Wikipedia del siguiente modo:

Fue asesinado, el 9 de julio de 2011 alrededor de las 5:20 am, en la Ciudad de Guatemala, víctima de un atentado aparentemente dirigido al empresario Henry Fariña el cual conducía al cantautor y a su representante al Aeropuerto Internacional La Aurora desde el hotel donde se hospedaba, para continuar en Nicaragua con su gira de presentaciones. El atentado fue perpetrado por varios sicarios que se dirigían en tres vehículos y armados con fusiles de asalto en el Boulevard Liberación de dicha ciudad quedando únicamente herido el empresario y fallecido el cantautor.

Así un poeta más se convierte en mártir de la poesía (social), un poeta más podrá añadir Benjamín Prado a ese magnífico poema titulado “Zoo” de su libro Iceberg, donde se mencionan cien poetas muertos en condiciones trágicas y a cada uno se le asocia un animal y un lugar: 


El cóndor
que arrancó
la piel
de Roque Dalton.


La oruga
que comió
las pupilas
de Lorca.


[…]




Búsquenlo, lo recomiendo como uno de esos grandes poemas memorables.

Pero al margen de esta tragedia, personalmente, hay en mi memoria un vínculo con Cabral. Es el recuerdo de mi abuela Carmen, nonagenaria, recitando versos dispersos de canciones varias, mezcladas; refranes, dichos, etc. que su Alzheimer desordenaba a su antojo junto a nombres propios como el de uno de sus hijos, como el de Richard -un gato que mi madre recogió cuarenta años antes y que fue atropellado por un camión-, por ejemplo. Entre esas palabras insólitas de mi abuela que a mí tanto me fascinaba y que repetía tantas veces aleatoriamente como quien combate una batalla perdida contra el olvido, pero se mantiene firme ante su vacío, se encontraban estas: “Pobrecito mi patrón, piensa que el pobre soy yo”. Emocionante, pues hasta hoy nunca supe a quien pertenecía. Para mí siempre pertenecerán a ella.





POBRECITO MI PATRÓN






Yo no sé quién va más lejos,

la montaña o el cangrejo.


(Coro)



Pobrecito mi patrón,

piensa que el pobre soy yo.



Lara…


Quien sabe si el apoyarse,

Es mejor que el deslizarse.

El Agua Blanda acaba con la Piedra Dura.





(Coro)


Más que el oro,

es la pobreza

lo más caro en la existencia




(Coro)

Solamente lo barato

se compra con el dinero.


(Coro)
Lo importante no es el precio,

sino el valor de las cosas.


(Coro)


Pinche patrón.

Dominar es su manera,

y así nadie se libera.



(Coro)


El conquistador por cuidar su conquista

se convierte en esclavo de lo que conquistó.



Es decir que jodiendo

se jodió.


Que me importa ganar diez,

si sé contar hasta seis.



(Coro)





Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Pobrecito mi patrón en Aula poemática.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: